miércoles, agosto 01, 2012

Medios digitales con sustancia independiente

Es divertido, interesante cuando comienzas a explorar un tema y todas las piezas caen en su lugar, como “las fuerzas” se alinean para marcarte el recorrido, algo así como lo que viene ocurriéndome desde que dejé de ver televisión en un televisor, encargándome de elegir conscientemente, hasta donde me da mi espíritu, lo que quiero ver, por eso insisto con sugerencias que quizás no salgan en canales nacionales ni de cable.

Las noticias no viven en el televisor: Fui una más de las desertoras de la audiencia de CNN en español cuando decidieron convertirse en un canal de variedades insulsas, sin embargo mi fin de semana estaba incompleto si no veía los análisis económicos de Alberto Padilla. También creo que el modelo económico actual no es único ni justo, que basar el crecimiento en el consumo nos rompe la crisma y el planeta pero eso no me impide disfrutar el trabajo de un periodista, hecho con experiencia, que pregunta lo que es a expertos de toda Latinoamérica. Si uno quiere saber más de economía y finanzas su página es un buen lugar para comenzar.


Las mentes brillantes se juntan: Años antes de la lavada de cara de CNN Daniel Viotto ya había salido del mismo canal y por Alberto Padilla encontré su nuevo rincón de trabajo. TO2network es un lugar donde se pueden ver historias de América Latina contadas por personas de orígenes diversos. No soy quien para hablar de su calidad porque hasta ahora sólo me he familiarizado con La ventana, un programa de opinión en el que se comentan con criterio formado hechos de actualidad. Dos puntos a favor de esta idea son su ejecución con recursos mínimos y su formato flexible.


La radio como combustible de la imaginación: Leer un libro o escucharlo entrega la posibilidad de crear en la mente escenarios al antojo propio, sin importar los intereses de terceros o las tendencias de moda, por eso y porque incluye elementos de la crónica periodística escrita me gusta Radio Ambulante. Narrar es un arte que la masa confunde con lo que hacen cuentachistes (o comediantes de stand-up según el grupo socioeconómico al que cree pertenece) en parte porque ignora sin vergüenza que existen proyectos como este.


Aún prefiero leer: Sí, es una afirmación extraña para un porcentaje inmenso de la población, sin embargo quienes la prefieren saben que pueden enterarse a su ritmo particular de lo que está pasando en su mundo. GlobalVoices publica historias de todos los continentes, en sus idiomas natales, que luego son traducidas a inglés para llegar a más personas. Nacida en un tank think pero alejada de agendas corporativas da a conocer aristas que nunca llegarían a un canal que vive únicamente de la publicidad.

Las alternativas están ahí pero de nada sirven si preferimos seguir comportándonos del mismo modo esperando resultados y contenidos distintos.

No hay comentarios.: