martes, febrero 23, 2010

15 minutos de fama

Aún no entiendo por qué un blog que se actualiza poco tiene tanta popularidad, al menos según mis parámetros, pero dado que es mejor disfrutar la "fama", en lugar de cuestionarla, aquí están mis 5 artículos recomendados para esta semana, del blog que sí actualizo con frecuencia. De nuevo el tema denominador está relacionado, de un modo u otro, con los blogs:

lunes, febrero 15, 2010

¿Blogs?

El siguiente artículo fue escrito pensando en el lector de publicaciones tradicionales, revistas de papel más exactamente. No fue aprobado por el editor, pero yo igual quería que viera la luz. Enjoy if you can.

Los blogs son herramientas que permiten publicar en Internet textos con mínimos conocimientos de informática. Sus temáticas van desde reflexiones personales hasta las noticias internas de una empresa. Se diferencian, de otro tipo de páginas electrónicas, por su formato cronológico, en el que se encuentran textos organizados del más reciente al más antiguo, además tienen un espacio para recibir comentarios de los lectores y un listado de direcciones web, generalmente relacionadas con el contenido principal del blog.

Bliografía
En junio de 1993, el Centro Nacional para Aplicaciones de Supercómputo o NCSA, por sus siglas en inglés, crea una lista que reúne los nuevos sitios web que van apareciendo, junto a una breve descripción de su contenido.

Luego en 1994, Justin Hall lanza su directorio personal de enlaces y en enero de 1996, comienza un diario en línea donde, además de listar los sitios web que llaman su atención, narra algunas de sus experiencias personales y el modo en que le afectan. Cambia así, el uso que se le venía dando a los recursos de publicación en Internet, dejando de ser puramente informativo para pasar a ser más cálido y humano.

Después en 1999 Peter Merholz bautiza este formato de publicación con el nombre “wee-blog” que luego es adoptado masivamente por la abreviación blog.

En agosto del mismo año, Laboratorios Pyra, ahora perteneciente a Google, integrante del grupo de motores de búsqueda más importantes del mundo, crea Blogger, una de las plataformas más populares para la creación de blogs, junto a Wordpress y LaCoctelera. A partir de este momento se hace posible, para cualquier persona lectora y con acceso a un computador conectado a Internet, crear su propio espacio en la red.

¿Quieres ser un blogger?
Si bien la idea de los blogs era simple su construcción no lo era tanto. Se necesitaba conocer lenguajes de programación, por ejemplo HTML, para lograr un documento ordenado y de fácil consulta, por lo que con la aparición de los blogs se hace más fácil la publicación de contenidos en Internet.

Los usuarios frecuentes de blogs, es decir aquellas personas que actualizan su sitio al menos una vez al mes, reciben el nombre de bloggers, sin embargo esta definición está cambiando con la entrada de Twitter, un servicio de micro-blogging para la publicación de textos con una extensión máxima de 140 caracteres, incluyendo letras y espacios, que promueve la actualización de la cuenta varias veces al día, para compartir información interesante que se encuentra en la red. A su vez los navegantes que utilizan Twitter más de una vez al día se hacen llamar twitters o tuiteros.

¿Blogger o peridista digital?
En Mayo de 1999 Scott Rosenberg usa por primera vez el término periodista digital, para referirse a los bloggers. Con el tiempo la definición ha evolucionado y reciben este título aquellos dedicados a dar su opinión de forma analítica y constante, acerca de las noticias que informan los grandes medios de comunicación, aunque otros creen que sólo deberían recibirlo quienes desarrollan una labor similar al periodismo tradicional, investigando a fondo antes de producir un artículo.

Periodistas digitales o no, los autores de blogs pueden expresarse en estos espacios gratuitamente e interactuar con sus lectores, a través del monitor o en el mundo de cables y cemento. En sí, estas herramientas conforman un nuevo modo de comunicación que, como los demás, puede ser utilizado con cualquier intención constructiva o destructiva.


Fuentes:

viernes, febrero 12, 2010

Creación de contenidos: Twitter, el atrapa-ideas


Si bien las sesiones de espiritismo sirven para comunicarse con los difuntos, son completamente inútiles para revivir ideas. A las frases brillantes hay que capturarlas en el momento. Para cumplir esa función Twitter puede ser una buena red atrapa-ideas.

Por lo general las ideas nacen crudas, prematuras y deformes. Es responsabilidad del inventor, del ingeniero o del creativo trabajar en ellas hasta convertirlas en aparatos con utilidad, puentes resistentes o eslóganes pegajosos, sin embargo no siempre quien parió la idea es capaz de transformarla.

No se trata de un tema de habilidad o imaginación, más bien se relaciona con la entrega y la disposición.

En muchas ocasiones voy por la calle y algo llama mi atención, luego busco apresuradamente mi casi eterna compañía, mi libreta de notas para aterrizarla, esperanzada en que cuando la relea más adelante pueda escribir una columna entera a partir de ella, pero no siempre tengo tanta motivación, tanto talento o simplemente carezco de disciplina suficiente para llevarla a donde quería.

Con el pasar de las semanas el papel donde escribí esa cautivadora ocurrencia se vuelve opaco, se llena de sombra por la suciedad y pierde su calidad especial, acompañada por otras ideas, en bruto también, y unas más desarrolladas con dedicación, que sólo esperan ser publicadas para darse a conocer.

La triste realidad, de muchos pensamientos es que no germinan, al menos no en la cabeza de su creador.

Del mismo modo en que Flickr está poblada con miles de imágenes que pueden ser usadas libremente, siempre y cuando se dé crédito a los autores, Twitter es un semillero de iniciativas que cualquiera puede usar para darle vida a un proyecto nuevo. Aunque no estén claras las aplicaciones de Creative Commons en este servicio de micro-blogging, prefiero llevar mis ideas al mundo a través de esta herramienta, siempre y cuando pueda expresarlas en 140 caracteres o menos. Quizás neuronas distintas a las mías puedan darles el futuro que yo no les di.

lunes, febrero 08, 2010

La tortura de bloggear

En el pasado he escrito entradas acerca de esta práctica, que a veces parece más una tortura que un pasatiempo o una pasión. Inevitablemente también he escrito acerca de esta actividad: escribir. A continuación los enlaces a algunas de esas entradas, alojados en Licuc, mi otro blog:

Un blog no es un diario
Necesito una tabla ouija para comentar: Del bendito asunto que no deja dormir a tantos bloggers (1)
Necesito una tabla ouija para comentar: Del bendito asunto que no deja dormir a tantos bloggers (2)
Necesito una tabla ouija para comentar: Del bendito asunto que no deja dormir a tantos bloggers (3)
Criando buenos textos