martes, mayo 05, 2009

The Soul of the New Machine - III

Human Rights On and Off the Internet: Social Networking (Los Derechos Humanos dentro y fuera de Internet: Redes Sociales)

Este es el tema del siguiente resumen en vivo del ciclo de conferencias, organizado por la Universidad de California - Berkeley.

Mark Hanis, Genocide Intervention Network - http://www.genocideintervention.net/


Es nieto de víctimas del Holocausto de ahí sale su interés por usar las redes sociales para impedir el genocidio.

Su padre pidió asilo en varios países hasta conseguirlo por fin en Ecuador, tras ser prisionero de los nazis en Auschwitz. Luego de vivir 18 años en Quito se mudó a Estados Unidos.

Actualmente intenta responder la pregunta de ¿cómo usar la tecnología para involucrar más personas en la lucha contra el genocidio? Es consciente de que todo los seres humanos tienen algún contacto con la tecnología porque la mayoría tiene o saber usar una consola de juegos u otro dispositivo para el entretenimiento, de lo que surge la oportunidad de promover una causa política a través de la diversión de los individuos.

Para lograr algo los seres humanos deben unirse en comunidades capaces de ejercer presión sobre los políticos para que se traduzcan en acciones reales.

Otro modo de lograr cambios es hacer un seguimiento online del modo en que los congresistas votan a cada una de las iniciativas que se les presentan.

Una fuente que debe cortarse, para detener el genocidio, es la financiación que reciben de las empresas los grupos responsables por estos hechos.

El teléfono celular es otra herramienta que está en las manos de las personas que sientan conexión con el tema del genocidio, se puede marcar un número para dar apoyo a la causa haciendo donaciones de dinero.


Con estos recursos se ha logrado dotar con radios a ciertas comunidades para avisarles de los ataques que se harán, sobretodo en zonas de conflicto como Darfur y Burma, logrando que el 100% de la población de determinada región, salga ilesa de estas batallas.

Jason Rosenthal, Ning - http://www.ning.com/

Cuando la gente quiere hacer cambios sociales usa la tecnología, los medios que tiene a su alcance, esto ha ocurrido a lo largo de la historia.


Las personas se preguntan ¿cómo puedo usar las redes sociales para mis intereses?, por eso se han creado programas para crear redes sociales a medida, según las necesidades de cada quien. Si bien es cierto que las redes sociales tienen millones de usuarios aún hay miles de millones de personas que todavía no pertenecen a ellas, por eso el escenario potencial para programas como Ning es muy amplio.

Ning es una herramienta de uso gratuito que ha sido usada en distintas causas, por ejemplo ayudando a reubicar a los desplazados resultantes de la guerra en Irak. El objetivo de los creadores es hacerla tan fácil de usar como sea posible, para que muchas personas puedan sacar provecho de esta herramienta.

Anima a reponder las siguientes preguntas cuando se va a crear una nueva red social: ¿qué se quiere lograr?, ¿cómo se siente más cómodo al comunicarse (videos, blogs, microblogs, etc.?) , ¿cuánto tiempo tiene?, ¿quiere hablar o producir (ser sujeto pasivo o activo)? ya que a través de estas se podrán establecer los objetivos de lo que se quiere lograr con la herramienta ya en uso.

La creencia de que si se hace una red social nueva la gente no se unirá a ella es injustificada, en su experiencia tiene alrededor de 25 millones de usuarios en las redes sociales que se han construído con Ning.

Eric Volz, friendsofericvolz.com - http://friendsofericvolz.com/


Habla de su experiencia en 2005 creando una revista llamada El Puente como parte de un proyecto de turismo cultural y desarrollo sostenible. Él estaba con su novia en ese entonces, quien fue la primera víctima de una temporada de violencia en la ciudad turística donde se encontraba. Fue arrestado, acusado como sospechoso de la violación y asesinato de su novia, no se le dió un debido proceso, fue hostigado. El mismo trato recibió otro hombre que fue involucrado en la investigación, se le declaró culpable a pesar de no haber pruebas suficientes para ello.

Daniel Ortega, un político nicaragüense tomó su causa como bandera política y se dedicó a obtener su libertad.

Hace 3 años abrió una página en internet con su familia para difundir su causa, en ese entonces no sabía casi nada de los medios online, pero poco a poco la comunidad misma le fue enseñando las herramientas necesarias para gestionar una página, ésta, más tarde se convertiría en un artículo que aparecería en la portada del diario Wall Street Journal.

Durante su estadía en prisión recibía y respondía cartas que eran publicadas como artículos en la página que se había creado con su familia. El hecho de que la gente se pudiera expresar de forma anónima pudo combatir el miedo que sentía luego de salir de un régimen comunista en el que todos le temían a todos.

Entre las cartas que recibió se encontraban las de jueces, políticos y personas que le daban consejos de cómo sobrevivir en la cárcel.

La creación de la página le permitió a él y a su familia ir más allá de lo que los medios presentaban, con mayor profundidad y contexto. Estos aspectos le dieron un perfil más sobresaliente a su caso, por eso considera que la herramienta debe ser usada con responsabilidad para no darle atención indebida a eventos que no la necesiten.
Otra de las estrategias que se usó fue la venta de camisetas, pulseras y calcomanías, incluso se le llamó mártir y es consciente de que su situación era compleja al ser un extranjero en un país centroamericano y pobre.

Hoy en día su caso aún está abierto y se le considera culpable del crimen, su caso se ha convertido en un tema político importante en Nicaragua, además su movilidad internacional se ha visto limitada.

1 comentario:

ovejaelectrica dijo...

Fantástico!

A la 1:15pm hora Colombia, comienza la charla "Blogging Human Rights". Interpretación simultánea al español en: http://radio.gathacol.net/